Celebra el Fin de Año con tu Equipo de trabajo

No importa el tamaño de tu negocio, y del equipo que trabaja en la empresa, el fin de año es el momento de celebrar.

Pero no dejes pasar la oportunidad que el fin de año presenta para alentar la formación y motivación de tu equipo de trabajo.

Algunas claves para que la celebración impulse tu emprendimiento:

•Involucrar a la gente en la organización. Arma un grupo o comité para realizar los preparativos. Asigna un presupuesto y promueve la creatividad. La participación aumenta el compromiso y la satisfacción. La reunión de fin de año presenta una oportunidad para alentar la cohesión y motivación de tu equipo de trabajo.

•Tematizar con actividad de la empresa. Busca la forma de incorporar la actividad o rubro de tu negocio a la celebración. Te ahorrará costos y alimentará la misión de la empresa. Por ejemplo, si es una casa de deportes pueden organizar un torneo de fin de año o asistir a un partido profesional. Si lo tuyo es el turismo, una excursión grupal o evento en un hotel o estancia.

•Comunicar. El evento de fin de año es el momento de hacer balance del año y hablar de las perspectivas para el futuro. Planifica tu discurso o presentación.

•Premiar. No hace falta que hagas grandes regalos, pero aprovecha la ocasión para reforzar la actitud y resultados positivos de tus empleados. El reconocimiento puede ser material (mercadería, bonos, tarjetas de compra, etc.) y simbólico (“el empleado del año”, “el que más mejoró”, etc.).

•Integrar. Planifica las fechas y horarios con anticipación, de forma que todos puedan participar, aunque trabajen en diferentes turnos, sucursales u oficinas.

•Adecuarse a la gente. Si en el equipo son todos jóvenes tal vez sea mejor una salida nocturna, mientras que si son varios los que tienen hijos chicos, una recepción familiar con visita de Papá Noel puede ser una buena opción.

•Trabajar en red. Si tu equipo es pequeño o trabajas solo, únete con proveedores, clientes u otros emprendedores para celebrar.

•Innovar. No hace falta que todos los años se haga el mismo brindis o reunión. Busca alternativas como días de spa, salidas al teatro, clases de cocina o sesiones de masajes en la oficina. También puede organizarse una semana con pequeños eventos diarios, como desayunos temáticos, sesiones de juegos grupales, delivery de golosinas o ropa casual, etc.

No olvides que el equipo humano es una inversión que te traerá grandes frutos a tu empresa.

Share on Facebook0Share on Google+0Tweet about this on Twitter

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *